Sexo, drogas y rock and roll

Yaiza Soto (@yaiza1304)

Guitarras eléctricas, fuertes baterías, cazadoras de cuero, volumen y sobre todo velocidad. Sí, señores, hablo del rock, ese movimiento surgido en Estados Unidos en la década de los 50, envidiado por muchos otros géneros y eterno amado por todos.

Imagen

Como toda religión, el rock también necesita un mesías, en este caso nuestro culpable responde al nombre de Elvis Presley, también conocido como El rey del rock and roll. Su aparición no se haría esperar y sería en 1956 cuando un jovencísimo y desconocido Presley se presentase al público, encandilando a las masas con la considerada como primera canción de rock and roll de la historia, That’s all right Mama. Su popularización, al igual que la del género, fue casi inminente, extendiéndose por gran parte del mundo. Es en estas fechas cuando comienza el fenómeno Elvis y en consecuencia, el fenómeno rock and roll. Una época de crudeza, bailes, tupés, movimientos pélvicos, atractivo físico y voces versátiles, que a más de uno no nos hubiese importado vivir en nuestras propias carnes.

De eso se trata el rock, su composición es sencilla; tres acordes, un fuerte e insistente ritmo de acompañamiento y una melodía pegadiza. Pero esto no había hecho más que empezar, tan sólo diez años después nacía la denominada Invasión británica, protagonizada por grupos como The Rolling Stones, The Kinks, Small Faces, The Who, The Yardbirds, The Animals y sobre todo los míticos The Beatles. No quepa duda de que asistíamos al nacimiento de la gran época dorada de la música.

Su lenguaje era universal y se hizo tan popular que poco tardaron en surgir nuevos géneros musicales relacionados. Desde finales de los años 70 el rock no ha dejado de aportar variantes respecto a las corrientes pioneras, hasta el punto de que resulta imposible su enumeración; Rock psicodélico (Pink Floyd), Punk rock (The Velvet underground), Heavy metal (Black Sabbath), Rock progresivo (Queen), Glam rock (David Bowie), Hard rock (Kiss), Punk (Ramones), Post punk (Joy Division), Rock alternativo (Pixies), Grunge (Nirvana) Britpop (Oasis) y así una larga lista de estilos, grupos, tribus urbanas, canciones, himnos y sentimientos.

El rock, que había nacido como una música destinada a satisfacer la demanda de los adolescentes, no es consciente de todo lo que nos ha podido llegar a aportar en estos 63 largos años de existencia. Con su nacimiento se trastornaron la vida e ideales de América y poco a poco los del mundo entero. Era la corriente del divertimiento generacional, las fiestas y las reuniones sociales, una concepción  que varió de forma radical cuando alcanzó  territorios como el del compromiso político.

El manifiesto de la rebeldía, la desobediencia y la sublevación. Pero no olviden que todo esto no son más que adornos para engalanar a las guitarras eléctricas, las fuertes baterías, el volumen y sobre todo la velocidad.

Sí, señores, esto es rock.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: